Dhu Nun al-Khashshab, las Arenas Blancas

Arquitectura:
Ciudad Árabe, con influencias egipcias.
Clima:
Calor Extremo
Terreno:
Desértico
Razas predominantes:
Humanos, Medianos, Semielfos, Semiorcos, Enanos, Gnomos, Elfos
Monarca:
Sultán Anem Dimas
Sultanato:
Caótico Neutral
Ley:
No existe un código penal, la libertad en esta ciudad es amplia. Todos los ciudadanos están sometidos a las constantes ordenanzas del Sultán.
Deidad:
Odur
Crimen:
Elevado
==================================================

Historia:
Hablar de la historia de Dhu Nun al-Khashshab sería entrar en paradojas e incertidumbre. Todo parece haber comenzado en uno de los más amplios desiertos de las tierras de Asgoria, donde quién sabe qué especies moraban esta ciudad, cuyo nombre original es desconocido hasta para los elfos más sabios, quienes jamás se aventuraron a viajar por esas cálidas tierras de muerte y zozobra, y quienes lo hicieron, jamás regresaron a su natal ciudad, quien sabe si es porque encontraron la felicidad allí, o porque fallecieron por el desmesurado calor o por quién sabe qué tipo de aberrantes criaturas. Es por eso que la humanidad toda mantuvo su distancia y poco a poco olvidaron las tierras calientes por un buen tiempo.
Después de muchos años de indiferencia, la ciudad fue finalmente redescubierta por ojos humanos: Hubo gente exiliada de Gadélica no mucho tiempo después de haber sido establecida esta, por motivos políticos o de la iglesia, y fueron ellos quienes con esperanzas y sin rumbo fijo, se enrumbaron en una larguísima travesía hacia el sur del mapa, así encontrando tierras más cálidas donde se establecían temporalmente y se hacían llamar la Sociedad Nómada de Dhu Nun al-Khashshab. Poco a poco esta sociedad fue moviéndose más hasta hallar a la ciudad intacta…esa ciudad de la que nadie supo, mas ahora estaba completamente desierta, y muy aprovechable. Junto con ellos, los antiguos habitantes de Stag Lanz, que buscaban una tierra benévola en al cual establecerse arribaron a Dhu Nun.
No se sabe si fue una maldición lo que causó esto, o más bien una bendición, pero lo seguro fue que la sociedad nómada dejaría ese nombre para siempre.
Pero las cosas no dejaban de sorprender a la avezada sociedad, quienes presenciaron un evento mágico que desafiaba toda lógica: la tierra, los edificios que estaban siendo reparados, y todos los remanentes de la civilización perdida se desprendieron de su suelo original y se transformó en una ciudad flotante. Pero el ingenio humano pudo contrastar esto, y después de un buen tiempo, lograron conseguir una forma de desplazarse desde la ciudad hacia el desierto, con tecnología muy avanzada de barcos voladores.
Parecía increíble, la Sociedad Nómada de Dhu Nun al-Khashshab se convirtió en el Sultanato de Dhu Nun al-Khashshab, o llamado a veces simplemente «Dhu Nun» el cual día a día recibía más visitantes de todas partes del mundo, quienes generalmente llegaban para quedarse. Fue así como la gente vivía relativamente satisfecha en lo que parecía una tierra llena de libertades, bajo el mando de una monarquía déspota que pedía obediencia a cambio de hospitalidad.

Religión:
El culto oficial en esta gran ciudad es hacia Odur, el dios del sol, el calor y los viajes. Sin embargo, su adoración no es de carácter obligatorio ni mucho menos. El culto comenzó cuando la Sociedad Nómada de Dhu Nun al-Khashshab viajaba por las llanuras y los desiertos, y fue cuando en algunos hubo la revelación de que Odur era la deidad que los guiaría hacia el destino final sin problemas, y así sucedió. Absolutamente todos los que creyeron en él sobrevivieron el viaje, y es así como se inició la devoción a este dios, hasta que se convirtió en la deidad oficial de la ciudad de Dhu Nun al-Khashshab, lo que no significa que no pueda haber otros cultos en la ciudad, los cuales ni siquiera necesitan estar ocultos ya que el clero es liberal así como todo. De entre ellos se destaca en las ciudades portuarias la adoración hacia Njord, claro que también se habla de grupos que rinden culto a Loki y Hela, pero poco y nada se sabe de ellos.

Los comentarios están cerrados.